podcast

¿Cómo elegir el mejor seguro de salud para mi familia?

Enviado el Mar, 25/08/2020 - 10:00
¿Cómo elegir el mejor seguro de salud para mi familia?
Contratar un seguro de salud es una decisión importante, pero ¿por dónde comenzar? Hay tantos aspectos a considerar y tanta información confusa ¿Cómo elegir el mejor seguro de salud para mi familia?
Transcripción

Un seguro de salud ofrece la tranquilidad de estar respaldado en caso una enfermedad o un accidente se presente. Pero existen muchas opciones disponibles y muchas variables para considerar a la hora de elegir un seguro de salud ¿Qué debo tomar en cuenta para escoger el mejor seguro de salud para mi familia?

Soy Alfredo Ramirez y hoy hablaremos sobre cómo elegir un seguro de salud para nosotros y nuestras familias.

Para empezar, debemos indicar que un seguro de salud privado permite tener una mejor atención que las opciones públicas. Los sistemas de salud públicos están saturados y es muy complicado encontrar la atención a tiempo y con la calidad esperada.

Por otro lado, las clínicas y hospitales privados son normalmente opciones caras y esto puede golpear muy duro nuestra economía cuando inesperadamente debes tratar una enfermedad o una condición crónica. Los seguros de salud privados nos ayudan a diluir esos costos de manera que se pueda hacer más fácil cubrir con los gastos médicos, es decir, consultas, hospitalización, medicinas, exámenes, procedimientos, etc. Y con una mejor atención o calidad de atención de la que recibiríamos en las opciones de seguros públicos o en la atención pública de salud.

Para escoger un seguro de salud debes considerar varios aspectos y comparar las opciones para elegir el que más te conviene. No hay una solución única para todos, cada persona tiene diferentes necesidades y cada plan de seguro esta orientado a cubrir esas necesidades de diferentes formas. Aquí te presentaremos los aspectos más importantes debes considerar:

En primer lugar tenemos la prima. La prima en la cantidad de dinero que tienes que pagar, ya sea anualmente o mensualmente, por utilizar o por tener acceso al seguro de salud. Es un gasto fijo que lo que hace es cubrir la posibilidad de que puedas tener alguna de las atenciones, que puedas estar cubierto por la póliza de seguro, que te vas a atender. Eso es un factor muy importante, porque eso es lo que vas a tener que desembolsar mensualmente y necesitas dar mucho ojo para poder ver ¿cuál es el que te conviene? Ahora, no es el único factor, porque podemos ver que la prima varía en función de muchas de las otras características que vamos a detallar.

El segundo punto para considerar es la suma asegurada. La suma asegurada es el límite máximo de cobertura en términos monetarios, es decir, en dinero que tu seguro puede cubrir. Es decir, cuánto dinero en atenciones, en hospitalizaciones, en cualquier gasto que tenga que hacer, va a ser cubierto por tu seguro. Mientras más alta la suma, es un seguro más completo, mientras más pequeña está siendo más acotado. Si tienes también acceso a la seguridad pública, la seguridad pública normalmente es ilimitada entonces tú puedes tener tu cobertura de salud privada hasta un monto y luego que siga cubriendo la cobertura de la salud pública.

En tercer lugar tenemos el ámbito de la cobertura, que tiene que ver por dónde se va a dar la atención. Tenemos planes de salud que atienden a un nivel nacional, es decir, cubierto dentro del territorio del país en el que te encuentres. Pero también existen ámbitos de cobertura internacional y tenemos planes de salud internacional que no solamente te cubren durante, digamos, el tiempo que estás en tu país sino también en los casos que necesites atención fuera de tu país ya sea por algún viaje de turismo o de trabajo que necesites realizar.

En cuarto lugar, y esto es muy importante, tienes que mirar la red de clínicas o la red de puntos de atención que tiene cada aseguradora o cada plan de salud. Las redes de clínicas o la red de atención son importantes porque esas definen la densidad de puntos que hay cerca a donde tú vives. Entonces tú tienes la posibilidad de elegir clínicas que estén cerca donde tú estás, sería bueno que revises en cada uno de los planes, cuáles son los costos involucrados para atenderte en esas clínicas que están cerca. De nada te sirve tener un seguro muy bueno con una clínica que te queda demasiado lejos y que va a ser muy difícil que te puedas atender, no solo en una emergencia, sino para las cosas cotidianas como consultas y otros procedimientos.

En quinto lugar tenemos las coberturas. Las coberturas se refiere a todo lo que cubre la atención de tu seguro y esto es una lista larga de casos que pueden atenderte tu seguro y que se muestra en la póliza que tú vas a recibir. En esas coberturas no solamente habla de lo que te cubre sino también habla de lo que no te cubre y eso se llaman exclusiones. Además de las exclusiones debes tomar atención al período de carencia. Cuando tomes un seguro la aseguradora te dirá que por un breve plazo no estarán activas algunas pólizas o algunas coberturas de tu póliza. ¿Qué quiere decir esto? que no podrás ser atendido por ciertas enfermedades o condiciones médicas hasta que se cumpla este llamado período de carencia que suele durar entre 30 y 60 días.

En sexto lugar tenemos los deducibles y las coberturas por cada atención. Esto funciona así, cada vez que tú te vas a atender a un centro de salud, tú vas a tener que pagar un monto fijo en función de la atención que vayas a recibir. Normalmente este monto fijo se llama un copago o un deducible mientras que hay un monto variable de la atención que pueda recibir en términos de procedimientos o en términos de exámenes médicos y estos éste son importantes porque también cubren inclusive las medicinas y esto significa también un gran ahorro a la hora de tenerlo. Obviamente, siempre va a ser mejor que no pagues un copago y que la cobertura sea el 100% es decir no tengas que pagar nada extra por medicinas o tratamientos o procedimientos que se hagan, pero justamente esto es lo que comentaba antes, la prima y los deducibles trabajan en conjunto: a mayor prima pueden haber menos deducibles o a mayores deducibles la prima puede bajar. Entonces es importante que descubras esto también, tengas en cuenta que estos gastos de deducibles, de copagos, de coberturas cambian por cada una de las clínicas que hayan disponibles de acuerdo a las redes de atención que tenga el plan de seguro que vas a contratar.

En séptimo lugar tenemos las opciones de reembolso. Algunos seguros te permiten que, si tu punto de atención está fuera del ámbito de las clínicas o de los centros de atención que están como parte del plan, tú puedas también seguir atendiendote en los lugares donde tú quieres ,en manera de reembolso. ¿Qué significa? que tú vas a tener que pagar el íntegro de la consulta y de los gastos que tengas que hacer y luego lo presentas a la compañía de seguro para que te reembolse. No te van a reembolsar el 100%, te van a reembolsar obviamente una cantidad de acuerdo al tipo de tratamiento que has tenido y de acuerdo a la política de reembolso que tenga tu plan de salud.

Como hemos visto, existen muchos factores a considerar para elegir nuestro seguro de salud, por eso es clave que comparemos las diferentes opciones. La información clave de cada seguro se encuentra en la póliza de cada plan, pero estos documentos pueden ser muy largos y difíciles de entender. Por eso existen algunas aplicaciones que permiten comparar todo esto de manera simple y 100% digital. Comparabien permite comparar productos financieros y ahora en Perú esta disponible la opción de comparar seguros de salud con la misma facilidad con la que comparas préstamos, tarjetas o depósitos.

No hay un plan ideal para todos, cada uno debe identificar la prima que está dispuesto a pagar, las coberturas que quiere que sean cubiertas, los costos de cada atención (es decir los copagos) y las clínicas preferidas en las que me atiendo regularmente o que quedan cerca a mi casa o lugar de trabajo.

Al final de cuentas el seguro de salud no solo nos ofrece tranquilidad mental, es decir, saber que estamos cubiertos ante cualquier eventualidad y contamos con la mejor atención médica cuando nuestra vida o la vida de los que más queremos está en juego. Los seguros de salud nos ofrecen una tranquilidad económica, porque estos gastos no van a afectar a nuestra economía de golpe, sino que vamos a diluir estos costos en el tiempo.

Sigue nuestro Podcast