podcast

Consejos para que puedas comprar tu primera casa

Enviado el Mar, 08/09/2020 - 10:00
Consejos para comprar tu primera casa
La compra de la primera casa es el sueño de muchos jóvenes y muchas parejas. Escoger el lugar ideal, al precio ideal y con el financiamiento adecuado puede ser un dolor de cabeza para muchos ¿Por dónde empezamos?
Transcripción

La compra de la primera casa es el sueño de muchos jóvenes y muchas parejas. Escoger el lugar ideal, al precio ideal y con el financiamiento adecuado puede ser un dolor de cabeza para muchos. Son muchas decisiones y muchas variables las que hay que considerar ¿Por dónde empezamos?

Soy Alfredo Ramírez y en este podcast te daremos algunos consejos para que puedas comprar tu primera casa

El sueño de la casa propia es para muchas familias un objetivo desde que se casan. Inclusive es cada vez más común que jóvenes compren su primer inmueble aun antes del matrimonio. De todas maneras es una buena opción de ahorro y como una herramienta de inversión.

Alquilar es práctico pero si sumas lo que vas gastando mes a mes, te das cuenta que en unos cuantos años has gastado mucho dinero, sin adquirir ningún bien en retorno. Por eso la compra usando financiamiento es una buena alternativa, mientras pagas tu crédito hipotecario, mes a mes estas pagando tu casa y esa propiedad no solo te pertenece sino que aumenta su valor.

En primer lugar, es importante que escojas bien la casa que necesitas. ¿Un departamento o una casa? ¿Cuánto espacio necesitas? El área de tu inmueble es una de las variables que más afecta el precio total de la propiedad.

¿Cuántos cuartos necesitas? ¿Un espacio para home office? Cocina independiente o abierta. Todas estas son preguntas que afectan directamente el tipo de casa que necesitas y los precios que vas a encontrar en el mercado.

Lo más importante es que tengas muy claro tus necesidades y cuáles son las características más importantes que quieres tener en casa. Esto hará que la selección sea más fácil y puedas descartar rápidamente los inmuebles que no cumplen tus requisitos mínimos. No se puede tener todo, pero si puedes tener todo lo indispensable.

Una decisión clave es encontrar la ubicación correcta. Debes buscar un lugar que tenga las ventajas y comodidades que estás buscando: cerca de parques, cerca de colegios, si es que tienes niños. Cerca a comercios, restaurantes, supermercados, todo esto es importante considerar para que puedas tener todo a la mano.

Debes pensar también en el transporte, si tienes auto, que tanto tráfico hay cerca, cuál es la distancia a tu trabajo o a los lugares que frecuentas. Si no tienes auto, debes pensar en el transporte público, ¿es de fácil acceso? ¿Es una zona segura?

La seguridad es clave, cada día las ciudades están siendo más afectadas por la delincuencia, así que es importante averiguar los datos de criminalidad y las ventajas de vigilancia y seguridad del vecindario y también de tu hogar.

Otro factor importante es pensar en que la ubicación tiene un papel central para determinar el precio de tu inmueble. Y no sólo es importante porque esto significa que pagarás más o menos por tu casa, sino también cuando lo evacuas como una inversión.

Los precios de los inmuebles en las ciudades son muy cambiantes y en general los precios suben con el tiempo, pero hay lugares donde las propiedades se aprecian más que en otros. En general, las mayores comodidades y los emprendimientos de desarrollo urbano hacen que los terrenos y los inmuebles se aprecien más. Consulta los precios de inmuebles alrededor y busca información de algunos años atrás para saber si los precios están subiendo.

En cuanto al precio, es importante que estes seguro que el precio es el adecuado, no solo en función de tus posibilidades económicas sino también de acuerdo a la construcción, el tamaño y la ubicación. Por eso existe la tasación, que es un proceso de cálculo de precios de inmuebles realizado por expertos y que toman en consideración todas las variables para definir si un precio es el adecuado.

Asesórate con profesionales para calcular si el precio que estarás pagando es el adecuado y que sabiendo esto puedas negociar mejor con el vendedor.

Otro punto a considerar, en especial si no piensas comprar un inmueble de estreno, es calcular los arreglos que debas realizar al lugar: reparaciones, cambios, en especial con las instalaciones eléctricas, o de agua y gas.

Si vas a comprar un inmueble de estreno, es más barato si éste lo compras en planos, es decir antes de ser construido, porque los promotores inmobiliarios ofrecen buenos descuentos para estos casos. También es importante que investigues sobre la reputación y trayectoria de la empresa constructora y que verifiques si en anteriores proyectos cumplieron con los detalles ofrecidos y los plazos de entrega.

Si por otro lado vas a comprar un inmueble usado, revisa la documentación oficial de propiedad de los actuales dueños. Estafas de suplantación de identidad o intentos de venta ilegal de inmuebles que están en litigio son cada vez más frecuentes. Un inmueble debe estar en buenas condiciones físicas tanto como en buenas condiciones legales. Si piensas financiar tu compra con un crédito hipotecario, no aceptarán un inmueble que no esté 100% saneado legalmente.

Ahora, para comprar tu casa con un crédito hipotecario, lo primero que debes conseguir es una cuota inicial. Para conseguir un crédito hipotecario en buenas condiciones es importante que tengas una cuota inicial lo suficientemente grande para que te financies por lo menos posible y en consecuencia pagues menos intereses.

Juntar para tu cuota inicial es lo primero que debes planificar. Haz tu presupuesto y separa una cantidad cada mes para que vayas juntando. Muchos bancos ofrecen también productos de ahorro llamado ahorro hipotecario, que son cuentas de ahorro programado, en las que debes depositar una cantidad mínima cada mes y vas juntado tu inicial, además al hacerlo, le estas dando una señal al banco, le estas demostrando que tienes una disciplina financiera y eres capaz de cumplir tus obligaciones. Por eso cuando juntes tu inicial, podrás conseguir mejores condiciones en tu crédito.

Otra decisión a tomar sobre tu crédito es definir el plazo. Puedes encontrar créditos hipotecarios hasta por 30 años, pero más plazo no necesariamente significa un mejor crédito. Un buen plazo esta entre los 10 y los 15 años, 20 a lo más. Encima de los 20 años, te darás cuenta que el valor de cuota mensual no baja lo suficiente como para compensar los años adicionales de pago.

Es mejor programarse para pagar más desde un inicio y pagar tu crédito en menos tiempo. Además debes considerar que normalmente crecerás en tu carrera profesional y eso hará que tengas aumentos o que encuentres empleos que te paguen más por tu trabajo. Así que no es mala idea que estes un poco ajustado con tu crédito por los primeros años, eso logrará que busques mejores condiciones laborales más pronto.

Si vas a comenzar con tu crédito antes de que puedas mudarte a tu nueva casa y necesitas seguir pagando alquiler los primeros meses, puedes pedir al banco que te ofrezca un periodo de gracia, lo que significa que por unos meses no tendrás que pagar tu cuota y así puedas pagar tu alquiler sin problemas. No exageres con este beneficio, porque esto hará que tus cuotas mensuales se incrementen por los intereses que se estarán generando mientras no pagas tu cuota.

Hay muchos créditos disponibles, es importante que escojas el que más se ajuste a tus necesidades, que puedas pagarlo sin apuros, que puedas cumplirlo siempre. Es por eso que debes escoger la tasa más barata.

Utiliza los programas gubernamentales de promoción de la vivienda, cada país tiene programa diseñado para ayudar a la compra de un segmento de viviendas. Revisa las condiciones para saber si cumples los requisitos y junta todo lo necesario para que te aprueben estos créditos que llevan tasas más bajas o incluso cubren parte de tu financiamiento a través de bonos por el cumplimiento de pagos.

Es importante que compares las diferentes tasas de interés disponibles. Vas a tener tu crédito por muchos años, y eso significan que cada punto porcentual que te puedas ahorrar va a ser mucho dinero que te ahorres por muchos años. Luego de 15 o 20 años hacen una gran diferencia!

Si quieres comparar tasas de interés de todos los bancos para encontrar tu crédito ideal y además que puedas calcular tu cuota mensual para saber cuánto debes pagar cada mes, debes usar un comparador. En Comparabien puedes comparar todos los créditos hipotecarios del mercado para que encuentres el mejor para ti.

Recuerda todos estos consejos, escoge la casa que necesitas, ten claras tus necesidades, esto hará que sea más fácil el proceso de búsqueda. Escoge la ubicación ideal, que quede cerca de todo lo que más necesitas y que haga que tu propiedad gane valor en el tiempo. Junta tu cuota inicial, ponlo en tu presupuesto y ponle un plazo a tu plan. Finalmente escoge el crédito hipotecario que se ajuste a tu bolsillo, compara tasas y saca provecho de los programas del gobierno para ahorrar en tu crédito.

Sigue nuestro Podcast