Auxilio, necesito salir del pozo de las deudas

Enviado por Equipo Comparabien el Sáb, 02/05/2015 - 00:00
Si las deudas prácticamente tomaron el control de su vida, es necesario un cambio y es necesario hacerlo ahora.
Auxilio, necesito salir del pozo de las deudas

Vivir sabiendo que debemos mucho dinero no es agradable. No solo nos estresamos al pensar en los pagos que debemos realizar llegada cierta fecha, sino que nos desanimamos al ver que mes a mes nuestros niveles de endeudamiento siguen siendo los mismos y que el dinero ya no nos alcanza.

Para cambiar de una vez por todas esta situación debemos establecer ciertos pasos que si seguimos de manera fiel y puntual, nos ayudarán a dejar atrás el pozo de las deudas y disfrutar del aire fresco de la liquidez económica.

  1. ¿Y dónde está la lista?
  2. Todos te dirán lo mismo: Necesitas conocer a tu enemigo para poder atacarlo. Organiza una lista detallada de todo lo que debes, incluyendo a qué entidad, la tasa de interés, el plazo del crédito, si estás atrasado o no, etc.

  3. Deudas prioritarias
  4. Aun al momento de pagar debemos elegir qué pagaremos. Cancela primero las deudas que tengan una garantía: Por ejemplo, tu crédito hipotecario o vehicular, ya que si te atrasas mucho en esas perderías la casa o el carro. Otro criterio es cancelar las deudas con los intereses más altos. Al pagarlas en menos tiempo ahorrarás más intereses que si pagas las que tienen intereses más bajos.

  5. Comunicación ante todo
  6. Uno de los peores errores es no hablar con las entidades a las que les debes dinero y decirles que tienes dificultades para pagar. A ellos les interesa recuperar el dinero prestado, así que podrían llegar a un acuerdo. ¡No trates de borrarte del mundo para no pagar! La comunicación siempre es la mejor opción. Reúnete con algún representante de las entidades cuanto antes.

  7. Cambios pequeños y grandes
  8. Estar sobre endeudado no es un juego así que es momento de empezar a recortar ciertos gastos con el fin de pagar más deudas. Algunas cosas que podrías hacer son:

    - No comer en la calle. Limita este gasto a UNA vez al mes y cúmplelo.
    - No usar la tarjeta de crédito. Olvídate de las ofertas, al menos hasta haber matado el 50% de tus deudas.
    - Deja de tomar tantos taxis. Si el problema es el tiempo, sal más temprano de tu casa. Podrías ahorrar hasta 10 soles diarios.
    - Cambia tu plan de celular. Redúcelo a la mitad y ahorra un monto considerable mensualmente.

    Asumir estos cambios puede ser un poco difícil al principio, pero no es imposible. Por el momento lo más importante es cancelar esas deudas que tanto te atormentan.

  9. Deudas unidas
  10. Otra opción para salir de las deudas es solicitar un préstamo personal que te permitirá pagar todas las otras deudas y quedarte solo con ese crédito. ¿Por qué conviene? Porque te permitirá ahorrar seguros, mantenimientos y otros gastos; además, los intereses de este son más baratos que los de las tarjetas de crédito. Sin embargo, no todos los préstamos te convienen, tienes que ser muy cuidadoso al elegir el correcto. Para eso, puedes utilizar el comparador de Préstamos Personales de Comparabien y ver todas las opciones del mercado.

    Si optas por esta opción, lo importante es que el dinero sea utilizado ENTERAMENTE para pagar las deudas y no termines gastándolo en otra cosa, y que pagues puntualmente tus nuevas cuotas.

  11. Otra opción: Compra de deuda
  12. La compra de deuda es otra opción que podamos considerar. Aquí el banco comprará todas tus deudas y solo tendrás una con él. Para eso se toma en cuenta qué tan buen pagador eres, ya que ellos no querrán comprarle la deuda a alguien que no paga sus obligaciones. Para poder aceptar una compra de deuda debes asegurarte de que realmente te conviene, para eso puedes leer estas recomendaciones.

    Utilizando el comparador de Tarjetas de Crédito de Comparabien, en la opción compra de deuda, podrás comparar las alternativas que brindan los bancos y elegir la que más te conviene. Junto con la compra de deuda vendrá una nueva tarjeta de ese banco, así que debes ser muy cuidadoso con su uso.

También podría interesarle:

¿Te gustó este contenido?

Suscríbete a nuestro newsletter para que puedas recibir consejos financieros todos los meses.