Asistencia vehicular: La cobertura que rescata a tu auto y cómo funciona

Enviado por Equipo Comparabien el Sáb, 14/09/2019 - 13:20
Si algo te sucede en la calle y no es un choque, el héroe que vendrá a tu rescate es conocido
como asistencia vehicular. ¿Cómo funciona y cuánto cuesta? Te contamos lo que necesitas
saber.

Si soy un buen conductor, ¿para qué voy a necesitar un seguro vehicular? Es una pérdida de dinero, ya que no lo usaré hasta que sufra algún choque o tenga un accidente.

Ese es un pensamiento que suele cruzar la mente de muchos jóvenes que conducen su auto por el Perú y sus distintas ciudades. Lo que quizás aún no han descubierto es que un seguro vehicular hace mucho más por sus clientes que atenderlos en caso de algún accidente.

¿Qué significa esto? Que tu aseguradora también está preparada para rescatarte en las distintas situaciones que enfrentes, representen un peligro o no. Y lo hace a través de la cobertura de asistencia vehicular.

Conocida como asistencia vehicular, es una de las coberturas que se incluyen en todas las pólizas, desde las más básicas hasta las más completas. El principal objetivo es asegurar que el conductor obtenga una solución ante las posibles situaciones que pueda afrontar y que no necesariamente sean parte de un siniestro mayor como un choque o accidente.

¿Qué es lo que incluye?
La asistencia vehicular engloba diferentes situaciones a las que los conductores puedan enfrentarse en su día a día, ya que transitar por las distintas vías del país puede traer más de una sorpresa. A continuación, te detallamos qué es lo que se suele incluir:

a. Servicio de grúa:
Si tu auto se queda varado o imposibilitado de continuar avanzando, puedes recurrir a la asistencia vehicular para solicitar a tu aseguradora que envíe una grúa.

b. Auxilio mecánico:
El auxilio mecánico incluye las siguientes situaciones: batería descargada, falla mecánica, falla eléctrica, cambio de llantas, entre otras. Si alguna de estas llegara a suceder, algún especialista irá a tu encuentro, incluso si no sabes dónde exactamente de encuentras, ya que suelen utilizar el dispositivo GPS instalado en el auto.

c. Falta de gasolina:
Si por algún motivo tu auto se queda botado por esta razón, podrás resolverlo.

d. Envío de ambulancia:
Disponible las 24 horas en caso de algún siniestro que lo demande.

e. Chofer de reemplazo:
Este servicio se utiliza cuando el conductor no está apto para manejar su auto. Supongamos que saliste a algún evento y decidiste ingerir alcohol, puedes llamar al chofer de reemplazo para que maneje tu auto a casa. Lo mismo en caso de algún repentino malestar.

Lo que debes tener en cuenta con este servicio es que no está disponible para todas las zonas en todas las ciudades, es decir, el rango de cobertura puede variar dependiendo de tu aseguradora y también el tiempo de respuesta de la solicitud, ya que puede haber una alta demanda. En algunos casos, se pide solicitarlo con dos horas de anticipación.

f. Pérdida de llaves:
Si las dejaste dentro del auto, puedes recurrir a tu seguro para que te ayude a solucionar el inconveniente enviando a alguien a tu encuentro.

Puntos que debes considerar:
No siempre que se incluya la cobertura de asistencia vehicular en la póliza significa que se tendrá acceso a todos los servicios, ya que dependiendo del tipo de póliza que adquieras (si es de las más básicas o las más completas), puede que se incluyan más funcionalidades. Entonces, para estar seguro deberás revisar el contrato o conversar con un representante de la aseguradora que buscas.

La asistencia vehicular puede ser utilizada por los conductores, pero suele tener un número límite de veces por año. Este número es establecido en el contrato y dependerá de cada aseguradora. En el caso del chofer de reemplazo, también viene con un monto límite y cualquier solicitud adicional tendrá un costo extra.

Lo mejor es que revises los términos de tu contrato para estar totalmente enterado de estos servicios y cómo usarlos. Por otro lado, muchas veces se requiere que el usuario esté al día en sus pagos antes de poder acceder a ellos.

Conocer los detalles de esta cobertura te permite sacar el máximo provecho a tu seguro vehicular, sea que lo tengas como que estés pensando en adquirirlo. Si te enfrentas a cualquiera de estas situaciones, no tendrás que perder tiempo pensando qué hacer o cómo solucionarlo, bastará con contactar a tu aseguradora y en un dos por tres, la ayuda estará en marcha.

Johanna Bernuy | Periodista y blogger

¿Te gustó este contenido?

Suscríbete a nuestro newsletter para que puedas recibir consejos financieros todos los meses.

Comentarios