Detecta Spam y Virus en Redes Sociales

Los virus y el spam están al acecho de las redes sociales y no escapa ninguna, incluso Pinterest que parece ser la última que se ha unido al ranking de las principales redes sociales. A veces las consecuencias son menores pero otras pueden suponer importantes problemas económicos.
Detecta Spam y Virus en Redes Sociales

Un ejemplo concreto en esta red social es el de una tienda que dispone de su perfil en Pinterest, pero al ser atacada por un virus, cualquiera de sus imágenes lleva a un sitio de pornografía. Los resultados ya se pueden imaginar: montones de clientes y usuarios indignados y con un gran rechazo hacia la marca. Esto puede suponer una pérdida masiva de clientes y lo peor, un daño a la marca difícil de reparar.

Si bien los internautas estaban acostumbrados a prevenirse de estas prácticas a través del correo electrónico, los spammers se han afanado en adentrarse a las redes sociales, un entorno con mayor participación y actividad continua. Además, el hecho de que los usuarios todavía se estén adaptando a ellas y sean menos hábiles quizás que en el correo electrónico, les convierte en un blanco perfecto para este tipo de prácticas.

Se calcula que los spammers pueden llegar a crear el 40% de cuentas en una red social y además, el 8% de los mensajes enviados a través de estas plataformas pueden ser spam.

¿Cuál es la respuesta de las redes sociales ante esta situación?

Facebook y Twitter se gastan decenas de millones en prevenir este tipo de prácticas, que incluyen también personal trabajando a tiempo completo para evitar estas prácticas, capaces de hundir la reputación de una empresa y acabar con una comunidad al sentirse vulnerada.

En enero de 2012, Facebook demandaba a Adscend, que incluía enlaces que invitaban a clicar en Me gusta para descubrir algún vídeo u obtener alguna respuesta. Sin saberlo, los usuarios se veían sometidos a una práctica de spam. Se calcula que la empresa obtuvo 1,2 millones de dólares con estas estafas en Facebook, sin embargo solo pagó 100.000 dólares para la resolución de su caso.

Tampoco Twitter se libra, que en mayo de 2012 demandó al fabricante de software Skootle JL4 Web Solutions y a cinco personas, responsabilizándoles de la cancelación de algunas cuentas. Twitter declaró que había gastado 700.000 dólares para prevenir los ataques de spam de estos acusados, pero un mes después, estos todavía no habían respondido.

Tampoco Pinterest se ha librado, como se comentaba al principio de este texto. Por su parte, la compañía ha añadido la funcionalidad ‘Report Pin’ para que sus usuarios puedan informar de posibles pins fraudulentos. Sin embargo no es tan sencillo, dado que en muchos casos el fraude se esconde en el link que llevan las imágenes, en las que le usuario clica pensando que llegará a la página del anunciante pero no será así.

Principales prácticas de spam y consejos para esquivarlas

En Pinterest, como se ha comentado, la mayoría de spam se practica con los enlaces que llevan las imágenes. Para evitar caer en la trampa, el usuario puede ver, en la parte inferior del navegador, la url a la que llevaría la imagen solo con pasar el ratón por encima. Si es una url poco convencional o no contiene el nombre de la compañía a la que debe pertenecer la imagen, existen motivos para desconfiar.

En cuanto a Facebook, anteriormente se ha comentado que las principales prácticas se derivan de clicar en un Me gusta. El usuario debe saber que un Me gusta entrega nunca información de vuelta, simplemente marca un gusto del usuario, así que se debe desconfiar de los usuarios que invitan a clicar para descubrir cualquier vídeo, imagen o respuesta. Otra práctica es la de invitar a clicar en enlaces externos, que también deben resultar sospechosos cuando la url no resulta familiar. A la vez, se debe tener cuidado con las aplicaciones. Desconfiar de las aplicaciones no conocidas previamente y estar atento a los permisos que se le ofrecen a estas es fundamental para mantener la seguridad en esta red.

En cuanto a Twitter, el spam suele llegar también en forma de links. Tras clicar, la cuenta queda spameada y envía mensajes directos a sus usuarios. Además, estos perfiles creados como gancho suelen ser de otras cuentas spameadas o incluso de usuarios inexistentes, creados a través de un software específico.

Lo más importante: reportar

Tanto Pinterest con la opción de reportar un pin, como Facebook con la de bloquear aplicaciones o marcar mensajes como spam, así como Twitter de reportar mensajes directos y publicaciones, permiten avanzar contra este lastre.

La colaboración de los usuarios es fundamental, ya que si todos colaboran será más fácil detectar estas prácticas y bloquearlas antes de que miles de usuarios se contagien, algo rápido y con tiempo suficiente hasta que la red social lo detecte por sí sola en muchos casos.

¿Te gustó este contenido?

Suscríbete a nuestro newsletter para que puedas recibir consejos financieros todos los meses.