Decisiones de inversión en tiempo de crisis

Enviado el Vie, 19/08/2011 - 15:35
Decisiones de inversión en tiempo de crisis

Reducen la calificación de riesgo a EEUU. La bolsa de Nueva York y otras bolsas importantes se tambalean. Los inversionistas se ponen nerviosos. Los Índices bursátiles caen. Nuestra bolsa limeña también apunta hacia abajo. Y así, noticias de este tipo nos han invadido las últimas semanas. ¿Me debo preocupar al respecto?, ¿Me afecta de alguna forma?

En la realidad actual los páises no son islas, y las evoluciones económicas de los países de mayor desarrollo nos termina impactando tarde o temprano. Las turbulencias bursátiles tiene componentes emotivos y en el cortísimo plazo suelen exagerar sus respuestas. Pero las dudas de fondo prevalecen y tienen que ver con la capacidad de EEUU y Europa de recuperar la senda de crecimiento. Por ahora las perspectivas lucen desfavorables. De esta manera, podríamos exportar menos (ojo somos bolsa minera y si las proyecciones de ventas caen, ello se sentirán en las empresas del sector); los mercados financieros lucirán mas riesgosos y ello significaría mayores tasas de interés internacionales que se retrasmitirán hacia Perú por distintos canales.

En síntesis, la respuesta simple y directa es: sí debemos ocuparnos del tema en lo que respecta a nuestras inversiones. Entonces, ¿Qué hacer?

Partamos por reiterar que no hay soluciones universales que sean igualmente válidas para todas las personas. En ese contexto, es un momento perfecto para repasar los conceptos claves de cualquier inversionista: ¿con que objetivo estoy invirtiendo o ahorrando?, ¿cuál es mi perfil de riesgo? (soy cauteloso , arriesgado, etc.)

Algunos consejos respecto a la actitud y estrategias a mantener en este escenario:

  • Privilegie su liquidez: ello le da flexibilidad. Aunque no genera rentabilidad inmediata, lo protege de pérdidas.
  • No actué por pánico: no crea que en el mercado todos saben los que hacen. El desconcierto es contagioso. Sí tiene clara su estrategia y sus objetivos no se dejen arrastrar por los demás.
  • La diversificación de mercados es más útil que nunca. La diversificación de inversiones sigue siendo el mejor antídoto para neutralizar las pérdidas que las turbulencias en bolsa traen. Hay facilidades disponibles que le permitirían estar en casi todos los mercados del mundo. Estar sólo en Peru concentra nuestro riesgo. Esta es una estrategia que prevalece siempre a la larga. Por supuesto, no nos libra de tener momentos de pérdidas, pero sí las amortigua.
  • Observe bien las tendencias (por ejemplo un dólar debilitándose frente a disitintas monedas, entre ellas el sol)
  • Repase bien su tolerancia al riesgo (no es momento de arriesgarse más de la cuenta)

¿Qué instrumentos escojo?. En principio lo mejor es orientarse a lo más seguro y conservador hasta que la incertidumbre amaine; pero tampoco sugerimos erradicar total mente el riesgo porque no sólo no sería posible, sino que además no podemos aspirar a ganar más sin arriesgar algo. A nivel mas específico:

  • Acciones o renta variable: son convenientes siempre que tenga objetivos de inversión de largo plazo. Ello me permite tolerar los bajones de corto plazo que usualmente ocurren. Igual podríamos ser selectivos analizando los sectores que luzcan más promisorios en la actualidad, y escogiendo las acciones de empresas de dichos sectores.
  • Papeles comerciales o instrumentos de corto plazo: son recomendables sobre todo sí me dan tasas de interés aceptables. Su riesgo es controlable al ser de corto plazo, pero es importante que pueda negociarlos antes de que venzan de requerirse.
  • Depósitos a plazo: siempre son útiles en tanto mis objetivos de inversión así lo permitan (no necesitar el dinero antes de su vencimiento). Las tasas de interés deben ser atractivas.
  • Bonos: son inversiones de largo plazo. Son instrumentos idóneos sí puedo mantener inversiones por largo plazo y su tasa de interés me resulta favorable. Los precios de los bonos también fluctúan y podrían no convenirnos si pretendemos venderlos antes de su vencimiento
  • Fondos mutuos: son valiosos porque están diversificados (menor riesgo), aunque no siempre me dan los mejores resultados. Reflejan el riesgo del tipo de instrumento en el que invierten (acciones, o bonos, o papeles comerciales, etc.). Resultan prácticos cuando no tengo la disposición o la posibilidad de estructurar mi propio portafolio de inversiones. Además, hay fondos que se concentran en instrumentos líquidos de corto plazo, que son uno de los segmentos más recomendables en periodos de crisis.
  • Ahorro voluntario de AFPs: similar a los fondos mutuos, pero con menos alternativas de tipos de fondos. No existe un tipo de fondo que se focalice exclusivamente en instrumentos de corto plazo.
  • Commodities como el oro. El crecimiento del precio del oro ha sido sustantivo. ¿Seguirá creciendo así?. La discusión está abierta y hay opiniones divididas. Se trata de una inversión especulativa (se puede ganar bien y perder idem). Lo apropiado, para quienes decidan hacerlo, sería invertir sólo una parte menor de su patrimonio en oro.

Lo cierto es que la volatilidad nos seguirá acompañando y es mejor mantener “rienda corta” en el seguimiento de nuestras inversiones. La crisis que vivimos es inédita, los desarrollos que veremos nadie los puede anticipar con exactitud. Mantengamos entonces razonable prudencia. Estamos advertidos!

¿Te gustó este contenido?

Suscríbete a nuestro newsletter para que puedas recibir consejos financieros todos los meses.