Finanzas universitarias: ¿En eso gastas?

Enviado el Jue, 28/05/2015 - 00:00
En la universidad, a veces la plata no alcanza. Recibe algunos consejos para saber qué ahorrar.
Finanzas universitarias: ¿En eso gastas?

Muchos jóvenes suelen pensar que eso de tener un presupuesto y un fondo de emergencia es algo para aquellos que ya tienen una familia. Total, todavía están en la universidad y disfrutando de sus primeros trabajos, así que pueden gastar el dinero como deseen ¿no?
Sin embargo, la hora de llorar llega cuando llega el día 10 y ya no queda prácticamente nada del sueldo que recibieron a principios de mes. Para cambiar esta situación y asegurarnos de que lleguen en buenas condiciones al día 30, presentamos una serie de consejos.

- Ahorros:
Es necesario que tengas una cuenta de ahorros y no, no puede ser en la que te depositan el sueldo (en caso trabajes) porque te gastarás todo. Elige una que te pague altos intereses y deposita tus ahorros allí. Un porcentaje del 10 o 20% de tus ingresos te ayudará para empezar. Para saber cuánto pagan las entidades por tus ahorros, utiliza el comparador de ahorros de Comparabien. Bancos, cajas y financieras, todos tienen diferentes tasas, escoge la que te convenga.

- Snacks:
Si la máquina dispensadora de la universidad casi tiene tu nombre grabado de tanto que la usas, es momento de hacer un cambio. Los productos de las máquinas tienen un recargo que va del 10 al 20%. Si todos los días compras algo, ¿no sería mejor ir al supermercado y llevar un six pack de lo que desees? Ahorrarías mucho y podrías llevar lo que quieras a la universidad.

- Copias e impresiones:
Muchas librerías dentro de la universidad cobran más que las que están alrededor, o viceversa. La idea es que averigües cuáles te ofrecen precios más baratos por estos servicios. Además, si lo que necesitas es imprimir un trabajo relativamente grande, opta por ir a lugares donde impriman por mayor, definitivamente te saldrá más barato.

- Taxis:
¿Cuántas veces te quedas dormido y tienes que tomar taxi para no llegar tarde al trabajo o a clases? Si esta es la realidad de todos los días y lo que quieres es ahorrar un poco, es uno de los primeros recortes que deberías hacer.

- Estacionamiento:
A veces se acaba el sitio dentro de la universidad y tienes que pagar por que alguien cuide tu auto afuera. Otra vez la manía de llegar tarde haciéndote pagar de más. ¡Ajusta los horarios! Podrías ahorrar hasta s/. 5.00 diarios en estacionamiento.

- Reemplazo de carné:
No solo demora un milenio en tramitarse el reemplazo del carné (tanto universitario como de biblioteca) sino que debes pagar el trámite y otros derechos. Sé cuidadoso con tus cosas y evitarás este gasto.

- OJO: Aumentos de pensión y graduación
Si eres de los que recién empieza debes saber que las pensiones universitarias se incrementan en un porcentaje cada ciclo. Esto del ahorro ya no suena tan mal, ¿no? Si tienes algo de dinero, podrías optar por abrir un Depósito a Plazo Fijo, así no podrás mover tu dinero y este crecerá a una tasa mayor de la que suelen ofrecer por cuentas de ahorro. Una vez finalizado el plazo, ese dinero lo destinarás al aumento de tu pensión. Para comparar las tasas de intereses y elegir la mejor opción en DPF, utiliza el comparador de Comparabien.

Por último, si ya estás a más de la mitad de la carrera, empezar a ahorrar para tu graduación no es una mala opción. Si el gasto –que no es tan pequeño- te toma desprevenido, ¡estarás en apuros y hasta podrías no participar de la graduación! Un DPF o cuenta de ahorros sería lo ideal. Si ese es tu caso y no ahorraste nada, un préstamo personal podría sacarte del lío.

Johanna Bernuy S. | Periodista y blogger
Twitter: @jovi272

También podría interesarte:

¿Te gustó este contenido?

Suscríbete a nuestro newsletter para que puedas recibir consejos financieros todos los meses.