Invirtiendo en oro: ¿quiénes pueden hacerlo?

Enviado por Enrique Diaz el Mié, 21/09/2011 - 17:18
Invirtiendo en oro: ¿quiénes pueden hacerlo?

Liliana es una joven universitaria que acaba de graduarse como administradora y a raíz de las celebraciones de una ocasión tan feliz como esta ella recibió mil dólares de su orgullosa madrina. Lila, como le dicen de cariño, siempre ha sido muy previsora y conservadora con su dinero, pero siempre ha tenido curiosidad por invertirlo de manera que resulte más productivo. De esta manera, invertir en bolsa es una idea que siempre incitó su curiosidad, sin embargo el miedo a perder su dinero y la prudencia de no invertir en algo que no conoce, la desalentaban a hacerlo.

Un día mientras esperaba la movilidad que la lleva al trabajo el titular de un diario captó su atención: “Aprendiendo a invertir en oro”. Curiosa por naturaleza, compró el diario para leer el artículo completo elaborado por MC&F Consultores. En él se señalaba que mientras que la bolsa ha perdido casi 15% en los 8 primeros meses del 2011 el oro había ganado cerca de 29%. En ese mismo artículo líneas abajo una breve explicación le ayudó a entender el por qué de este comportamiento dispar (mientras el oro sube, la bolsa baja). Según el artículo, actualmente, debido a múltiples eventos, el mundo tiene miedo a que recrudezca una crisis económica, este temor es lo que impulsa a los inversionistas hacia instrumentos que sirven de “refugio”, entre los cuales el oro es el preferido. Entonces, dado que mucha gente desea tener oro, el precio de este mineral aumentará beneficiando a quienes lo hayan adquirido.

La inversión en oro suena interesante, pensó Lila, pero cómo puedo invertir en oro, se preguntó...

La primera idea que se nos viene a la cabeza es comprar directamente este mineral; sin embargo hacer esto tiene dos problemas fundamentalmente. El primero es que no daningún tipo de dividendos o rentas (dado que la única forma de materializar mi ganancia es si compro oro y luego lo vendo a un precio más alto) y en segundo lugar a que es costoso almacenarlo, pues debo guardarlo en un lugar seguro lo que implica gastar en prevenir que lo roben. Si consideramos queLila sólo tiene mil dólares para invertir y que la onza de oro cuesta más de 1800 dólares, notamos esta alternativa no solo puede ser excesivamente onerosa, sino también poco práctica.

Afortunadamente para nuestra amiga, el mercado financiero nos ofrece otros mecanismos para invertir en oro entre los cuales algunos de los más convencionales son:

  • Acciones de empresas auríferas: La lógica es simple en relación a este tipo de instrumento, si una empresa produce oro, y el oro está al alza sería de esperarse que las acciones de esta empresa también experimenten este despegue. La ventaja de este tipo de instrumento es que resulta más práctica y barata que comprar oro directamente, por ejemplo una acción de Buenaventura le costaría a Lila 48 dólares aproximadamente. Por otro lado, el riesgo de invertir en acciones es que su rentabilidad no dependerá únicamente de cómo se comporte el oro, sino que también nos podrían afectar muchos otros factores que impacten en la empresa. Por ejemplo, a pesar de que el oro este subiendo, si el personal de Buenaventura decide hacer una huelga, las acciones de la empresa, y con ellas la inversión de Lila, comenzarían a perder.
  • Fondos mutuos /Fondos de inversión: Esta alternativa consiste en un portafolio compuesto por diversos instrumentos (acciones) distribuidos según la política de cada fondo. Por ejemplo existen fondos especializados en metales preciosos que tienen, entre otras, acciones de empresas auríferas, de este modo el comprar una participación en este fondo equivale a comprar una pequeña porción de cada una de las empresas que componen su portafolio. Entre las ventajas es que podemos mencionar en relación a este tipo de instrumentos es que nos permiten adquirir acciones de diversos tipos sin la necesidad de comprarlas una por una, además de que estos fondos son administrados por profesionales, lo que quiere decir que en caso determinadas acciones registren resultados indeseables éstas pueden reemplazarse por otras siempre que encajen en la política del fondo. Desafortunadamente no todo es color de rosa pues este tipo de inversiones pues llevan implícitos costos como una comisión por administrar nuestro fondo o una comisión por retirarnos del fondo, además de otros requerimientos como el de un período de permanencia mínimo. Lamentablemente para Lila esta alternativa suele ser más recomendable para inversionistas con un mayor capital ya que para alguien con 1000 USD puede resultar
    bastante caro solventar las comisiones propias de invertir en este tipo de instrumentos.
  • ETF's: Hoy por hoy esta es una de las mejores formas preferidas para invertir en oro. Al igual que con los fondos mutuos o fondos de inversión, los ETF (siglas de Exchange traded Fund) no son otra cosa que un portafolio compuesto por varias acciones que comparten ciertas características. Por ejemplo un ETF relacionado al oro podría ser un portafolio compuesto por acciones de empresas auríferas (las cuales incluso pueden estar en países diferentes). Las ventajas de este tipo de instrumentos es que nos permiten sopesar los sucesos individuales que afecten a una empresa determinada, además de resultar más flexibles que los Fondos mutuos ya que no existen tantos costos ni requerimientos asociados (no hay comisión de salida, ni período de permanecía por ejemplo). Además a pesar de que los ETF's demandan una comisión anual, esta está implícita en el precio, por lo que no nos hacen cobro adicional alguno. Del lado negativo de los ETF’s podemos mencionar que su portafolio no suele recomponerse con la misma dinámica que la de los fondos mutuos, por lo que no requieren una administración constante. Esta combinación de factores hace que compartan muchas de las bondades de los fondos mutuos pero que suelan ser más baratos, esto nos ayuda a entender porqué este tipo de instrumento vienen siendo medios tan populares para invertir, no sólo en oro, sino en general.

Por ejemplo, la participación en el (GLD), uno de los ETF’s más célebres es SPDR Gold Shares relación al oro, cuesta aproximadamente 170 dólares, ello quiere decir que casi cualquier persona con un poco más de 170 dólares puede comenzar a invertir en oro gracias a los ETF’s. 

Las tres alternativas que hemos comentado son sólo algunos de los mecanismos que están a nuestro alcance para invertir en oro, cada uno con sus propias ventajas y desventajas.

Nadie puede asegurar cuanto tiempo más el oro seguirá su carrera ascendente. Las opiniones especializadas están divididas al respecto. Para mucho es una alternativa de refugio, y se ven atraídos por este crecimiento. Eso hace que la inversión en oro sea especulativa; es decir que no obedece a fundamentos de oferta y demanda regulares. Sí usted se anima a invertir en oro, hágalo con cautela, y solamente asignando una parte de sus inversiones a este fin. Por supuesto enmarque siempre esta decisión dentro de los objetivos financieros que persigue. Una vez que decida hacerlo, no lo pierda de vista.

¿Te gustó este contenido?

Suscríbete a nuestro newsletter para que puedas recibir consejos financieros todos los meses.

Comentarios