¿Me conviene dar una cuota inicial muy grande?

Enviado por Equipo Comparabien el Jue, 26/11/2015 - 14:58
Ni muy pequeña ni muy grande y aquí te decimos por qué.
¿Me conviene dar una cuota inicial muy grande?

Una de las partes más importantes al momento de comprar una vivienda es la cuota inicial. Muchas veces suele ser incluso el factor que nos limita, ya que no contamos con la cantidad necesaria. Siempre se dice que esta cuota no debe ser ni muy pequeña, como el 10% del valor de la vivienda, ni muy grande, es decir más del 30%. Pero ¿por qué decimos eso?

Cuando hablamos de una cuota muy pequeña, obviamente es porque el crédito que nos dará el banco será mayor y por lo tanto tomará más tiempo pagarle y se correrán más intereses. Pero si hablamos de un porcentaje mayor de cuota inicial, ¿por qué no nos convendría? Los expertos suelen decir que hay otras maneras de aprovechar ese dinero extra que poseemos.

Si ya juntaste un 30% de cuota inicial para tu nueva vivienda y te sobra un 10% o 15% más, podrías considerar una inversión. Es decir, invertir el dinero asegurándote de que la rentabilidad (las ganancias que tendrás) sea mayor a los intereses que el banco te está cobrando. Así ese dinero producirá para pagar los intereses y además te dará algo más de ganancia, por lo que sí te saldría a cuenta utilizar solo un porcentaje para la cuota inicial y el otro porcentaje para una inversión.

Ahora, si los intereses son muy altos te convendría realizar prepagos apenas te hayan dado el crédito, así puedes reducir los montos a pagar. Pero lo ideal es que al escoger el crédito de vivienda adecuado, elijas uno que no te cobre los intereses más altos del mercado, y para eso la mejor opción es utilizar un comparador web como el de Comparabien.

Johanna Bernuy | Periodista y blogger

¿Te gustó este contenido?

Suscríbete a nuestro newsletter para que puedas recibir consejos financieros todos los meses.